La Quinina y sus propiedades

La Quinina

Asimismo famosa con el nombre de chinchona, consiste en un alcaloide de origen natural, de apariencia blanca y cristalina, la que es producida por unas especies pertenecientes al género Cinchona. Esencialmente se trata de un estereoisómero de la quinidina.

La historia de la quinina:

A lo largo de muchos años la quinina se conseguía de la corteza del árbol de la quina, un árbol oriundo del Perú , que hallamos sobre todo en la selva lluviosa de Amazonia.

Esta corteza era muy empleada por las etnias precolombinas del Perú, Ecuador y Colombia por sus efectos curativos y medicinales.

A lo largo de la segunda mitad del siglo XVIII se realizaron diferentes estudios botánicos de múltiples especies de quino.

Entre esas variedades nos hallamos con la Chinchona, sobre la que existió una atención prácticamente singular por una curiosa historia legendaria que aseguraba que había curado a la esposa del virrey del Perú, la condesa de Chinchón.

El quino

Desde aquellos instantes el empleo de la corteza se impuso como antídoto natural para una extensa diversidad de afecciones, resaltando sobre su empleo como febrífugo.

Por este motivo empezó a ser vendida a costo de oro y cada vez era cada vez más y más demandada.

¿Para qué vale la quinina?

La quinina se transforma en uno de los primordiales compuestos de la tónica, una popular bebida carbonatada en la que se usa quinina como aromatizante, merced a que le aporta su sabor propio amargo.

Sin embargo, puesto que a dosis altas puede ocasionar efectos secundarios, la FDA americana ha limitado su concentración a un máximo de ochenta y tres ppm (más o menos 4 milésimas del que se emplea médicamente para diferentes tratamientos médicos).

El Árbol-quino y sus propiedades:

  • Exactamente por su aporte en quinina, el agua tónica aporta ciertas propiedades, como por ejemplo: es una bebida digestible al inducir la secreción y reflejar las glándulas salivares y gástricas, además de esto ejercita una vascularización de la mucosa gástrica.
  • Por otro lado, asimismo la quinina se transformó en el primordial compuesto usado en el tratamiento médico de la malaria, hasta el momento en que fue reemplazado por otros fármacos sintéticos mucho más eficientes, como por servirnos de un ejemplo es el caso de la primaquina, la cloroquina o bien la quinacrina.
  • Sin embargo, todavía se emplea la quinina en los tratamientos de malarias resistentes.

Sobre El Autor

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.